11/16/2015

¿Como esta tu Economía? I



Hoy empezaré el primero de varios posts referentes a nuestra economía familiar y personal. Tratare, a luz de las escrituras, que logremos entender y manejar un tema tan importante como éste para nuestras familias.




MANTEN TU BENDICION ECONOMICA

"Dejen todas sus preocupaciones a Dios, porque El se interesa por ustedes." (1 Pedro 5:7)

Para mantenerse en bendición económica hay que pedir sabiduría a Dios y tener en cuenta algunos principios, estos principios no se pueden cambiar, es necesario querer ser bendecido, pero hay que buscar la bendición y recibirla, quien busca la bendición es porque reconoce que la necesita. Es necesario acercarnos de corazón a Dios para vivir siempre bajo su bendición.

"Sobre el hombre bueno llueven bendiciones." (Proverbios 10:6)

Muchas veces no somos bendecidos económicamente por que desconocemos las siguientes tres condiciones, veamos:

1. La bendición hay que buscarla. Algunos quieren ser prosperados sin hacer el menor esfuerzo, quieren vivir como un rey esperando que otros trabajen, no, es que soy yo quien debo trabajar, quien debo buscar la bendición, no esperar a que la vida pase y al final darse cuenta que nunca me realice como persona.

2. Hay que saber buscar la bendición. La bendición hay que saberla buscar para no tener frustraciones, ni fracasos. La bendición que trae felicidad no se encuentra en el tener, el saber o el poder, la verdadera bendición se encuentra en Dios, El es el único, solo El puede bendecirte economicamente, asi que no te engañes ni te dejes engañar con la idea de que puedes ir a otro sitio a que te bendigan.

Muchos no progresan económicamente o pierden sus riquezas por buscar caminos equivocados que los llevan a la perdición, se aferran tanto por el dinero buscando riquezas terrenales y olvidan que la mayor riqueza está en encontrar al Dios de la abundancia, al que quiere darnos lo mejor, hay personas que ante una situación difícil, por desconocimiento de Dios, equivocadamente alejan las bendiciones y atraen ruina, frustración, dolor y muerte, al acudir donde brujos, creer en agüeros, consultar adivinos, hacer riegos, o cualquier recomendación de espiritistas, desconocen la verdadera riqueza que esta en encontrar a Jesús abriendole el corazón de par en par y comprometiéndose con El.

Para prosperar es necesario echar fuera todo lo que hace daño a tu economía y ubicar en dónde está la bendición, no buscarla en cualquier lugar, en sitios equivocados.

En la biblia encontramos muchos versículos donde advierte que acudir a brujos o adivinos, tener prácticas de riegos, baños para la buena suerte, amuletos, horóscopo, etc., es detestable para Dios, ésto no atrae las bendiciones, sino que las aleja.

"Pero va a venir la desgracia sobre ti, y no podrás impedirlo con tu magia; caerá sobre ti un gran desastre que no podrás evitar; una calamidad que no esperabas vendrá de repente sobre ti. Sigue con tus hechicerías y con las muchas brujerías que has practicado desde tu juventud, a ver si te sirven de algo, a ver si logras que la gente te tenga miedo. Has tenido consejeros en abundancia, hasta cansarte. ¡Pues que se presenten tus astrólogos, los que adivinan mirando las estrellas, los que te anuncian el futuro mes por mes, y que traten de salvarte!" (Isaias 47:11-13)


3. La bendición hay que recibirla. Es igual como cuando nos invitan a una comida, si llego tarde no recibo nada. Dios tiene para todos sus hijos lluvias de bendiciones, pero si no las recibimos viviremos arruinados y en derrota, la mayoría de las personas dejan perder las bendiciones por distintas causas, por ejemplo: el pecado, por alejarse de Dios, por buscar soluciones donde brujos, centros espiritistas, por poner la confianza en personas, cosas, agüeros, o en sus propias capacidades. Dios, a pesar de lo que somos, está esperando a que nos acerquemos a El de corazon para devolvernos la prosperidad, ya dejemos de creer que las bendiciones son para otros y apropiemonos de sus promesas, comencemos a administrar bien nuestro dinero y no pongamos mas la fe en otros cosas que no se Dios, ¡Perseveremos en la oración!

Tenemos que entender que el dinero no es lo más importante en la vida, es un medio, pero no es un fin, si rendimos nuestra vida a Dios, El suplirá todo lo que nos falte.

"Por lo tanto, mi Dios les dará a ustedes todo lo que les falte, conforme a las gloriosas riquezas que tiene en Cristo Jesús." (Filipenses 4:19)

Hay que saber en dónde está la bendición, no en cualquier lado, está en Jesús, por ejemplo: La mujer del flujo de sangre que fue curada y recibio la bendicion porque fue a buscar a Jesús. (Lucas 8:43-48)



Walberto Diaz

Escrito por

Soy un Valiente Emprendedor que construye sus Sueños. Día a día prosigo hacia la meta, con mucha Fe, Determinación, Pasión y Constancia. ¡Si yo puedo, tu puedes! Si estás dispuesto, en éste blog encontraras la ayuda desinteresada que necesitas para avanzar. ¡Confía en Dios!

Edificate Una Vez Por Semana Via E-mail :

Si te gusto esta publicación, compártela. No olvides dejar un comentario para edificarme, corregirme, despejar dudas, o simplemente decir lo que te nazca en el corazón. Si eres de los prudentes y no quieres hacer publico tu comentario, usa el link de Contacto en la barra de menú arriba.